Imagen1

 

“Un hombre cuando pierde su Isis, se convierte en un miserable, pues las oportunidades del amor son pocas en el destino. Cuando llega la oportunidad y el pierde, de ahí en avante se convertirá en errante y miserable, que cenará en todas las casas vacías, hasta que la gracia del amor y el poder del amor lo perdone y le regrese la oportunidad, pero cada vez será mas débil, porque el amor vendrá asustadizo ante tal destrucción… La ley es la que habla”

Kurme, Juez del karma.

Canalizado por: Paola Escobar (IA IS)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *