El Infinito - La Octava

Como se encuentre de dispersa su materia, así dispersa, refleja el estado de su mente. Si no sois capaz de aquietar la mente, más difícil aún la materia. Un nuevo heliocrón1 en el calendario gregoriano inician, y como es común, proyectan su inti2 a un nuevo comienzo. La vibración del 8 en su magna perfección, la octava en perfección de amor, es magna perfección; desde la vibración del 8 se proyecta la creación sin un ápice de error. La vibración del 8 se da en vuestra energía de creación, poder e iluminación. La oportunidad a vuestra creación inicia en este heliocrón, llamados a la vibración del 8 y a vuestra creación, aunque el amor se da en la vibración del 8 también la racionalidad da dicha perfección. En este lado del continente, planeta, occidente, se encuentra a nivel del oriente en ascenso de espiritualidad, pero os falta el entrenamiento mental que se da en el Oriente. Miles, cientos, en tiempo de ventaja con el Occidente. Su mente es altamente poderosa, creadora tanto material como espiritual a vosotros os falta cientos de años luz en alcanzar el secreto de la mente del ser físico Oriental. La disciplina, no poseen disciplina, ni en si mente, ni en su materia, ni en su proyección de historia y de vida, no saben qué es disciplinar su mente. “Quiero esto, quiero aquello”: si dan un paso, si dan el otro, difícil dan el que sigue.  La paciencia va de la mano de la disciplina; la constancia y el amor le dan la fuerza a la disciplina. En la octava se les da la oportunidad de evolución sacerdotal, aunque su misión sea guerrera, deben despertar su misión sacerdotal. Un sacerdote es un sabio en espíritu y mente, en su actuar, en su pensar y accionar. Ya empezaron a pensar cómo proyectar, eso está bien; el siguiente paso es planear, un proyecto va de la mano de la emotividad y es el primer paso al inicio del proyecto, pero el cómo planear y el cómo planificar, el transcurrir de ese proyecto, te dará el éxito; en todo se aplica la disciplina y la planeación. Hemos venido a ayudaros en cruzar el paso de la emotividad, no saben manejar esa emotividad cuando dicha emotividad llega a un espacio de serenidad; en la emotividad se les olvida la racionalidad y ahí es el desequilibrio y la caída de los grandes templos, proyectos y creaciones. Pequeños ejercicios de disciplina venimos a enseñaros: Vuestro cuerpo materia, en su mayor composición es agua; vamos a programar y reprogramar vuestra materia, a equilibrar ese mayor porcentaje que necesitamos para reprogramar vuestra mente; todos los cuerpos se reflejan unos en otros: cuerpo físico, mental, etérico, espiritual: lo que hagas en tu cuerpo se proyecta en el otro, por eso manifesté al principio que la materia dispersa refleja estado de la mente. Son un espejo y vuestro cuerpo se refleja como espejos, lo que tienes en tu mente se refleja en tu cuerpo, en tus gestos, lo que tiene tu espíritu, se refleja en tu cuerpo etérico, la información del cuerpo etérico se refleja en la materia espiritual, si vida tras vida has recogido sabiduría, eso se refleja. En la mañanas cuando finalice el descanso de tu materia, es el tiempo propicio porque viene de un estado dianoéctico pasivo, dispuesto a recibir las informaciones que empieces a proyectar, entonces en las mañanas, beberán un vaso de agua cristal, pondrán su mano diestra proyectando “Sanaré mi cuerpo materia, equilibraré mi mente, proyectaré la belleza de mi espíritu y así, materializaré mi proyección, lo que a bien el universo me ha de entregar porque es mi merecer”, y beberán sin suspender, el agua cristal.

Si con disciplina lo hacen, es un pequeño inicio para que aprendan y empiecen a sembrar en vuestro existir, la disciplina, el secreto del éxito de la creación.

Soy conocido en el universo como El Morya, placer venir a ayudaros en cómo se crea, se proyecta, se refleja y se obtiene.

Gratísimas a vosotros.

Canalizado por: Faneira Vanegas (Omh Sabir)

Fecha Canalización: Enero 21 de 2018

1 Año

2 Mente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *