2

 

Los mandalas son un símbolo de sanación en su totalidad, compuestos por la unión y la integración de lo absoluto.

El mandala de sabiduría tiene en su centro el árbol de la vida, integrando siempre nuestros tres estados del ser y la conexión que tenemos con la tierra y el universo.

Sus raíces nos anclan a la tierra y nos entregan el conocimiento de nuestros ancestros, nos muestran y nos enseñan todos los procesos de la vida y el camino que debemos recorrer.

El tronco es el punto de equilibrio del ser, es el reconocimiento y la transformación energética emocional en nuestro centro creador, los anhelos y sueños comienzan aquí a tomar forma.

La copa de las ramas es la conexión con las estrellas, el despertar del niño interno y el auto reconocimiento interior. es la fuerza unificada del ciclo de la vida que parte de la semilla del infinito. Este símbolo nos ayuda a la proyección de nuestros estados haciéndolos cada vez mas conscientes para alinearlos a un mejor estilo de vida.